Geoservidor de AIDESEP viene reportando en tiempo real amenazas sobre los territorios de las comunidades nativas y contagios COVID-19

Imagen

El anuncio de esta noticia vía telefónica ha generado gran expectativa en las regiones de Ucayali y Loreto. Cabe decir, que han sido las más golpeadas por la COVID-19, asimismo, las que han tenido mayor respuesta para enfrentarla.

“Antes de la pandemia, esta importante herramienta se usaba para monitorear la contaminación, el narcotráfico, la tala y minería ilegal en las comunidades indígenas afiliadas a AIDESEP, es decir, la idea es que si pasa algo en el territorio se pueda alertar a las autoridades competentes para tomar acciones de protección, ahora con  la pandemia que se expande diariamente, queremos saber dónde están siendo más afectados y con este sistema SAAT, lo podemos hacer” explicó Waldir Eulogio Azaña coordinador nacional de Centro de Información Territorial de AIDESEP, CIPTA.

“Lo primero que se hizo es un levantamiento de información por federación de cuántas comunidades nativas están afiliadas y a qué federación pertenecen”, declaró Eulogio Azaña.

Por su parte, el APU Alfonso López (Loreto), presidente de la organización indígena ACODECOSPAT, declaró en entrevista para AIDESEP que se necesita de sistemas de comunicación que garanticen la acción efectiva de las autoridades y de las mismas comunidades respecto a la enfermedad del COVID 19.

“De las comunidades que integran nuestras organizaciones casi todas se han enfermado, es decir, el 90% de la población se ha enfermado y gracias al conocimiento de la medicina tradicional nos hemos mantenido fuertes, nos hemos sanado y seguiremos aquí resistiendo a la Malaria, hepatitis, y tantas enfermedades a las que estamos expuestos” manifestó.

López, agregó que el apoyo de AIDESEP con un modem de internet y la implementación del SAAT como alerta del COVID 19 también, representa una gran oportunidad “para tener más fluidez en las comunicaciones y que se puedan tomar acciones y soluciones más prácticas para nuestros hermanos y hermanas” culminó.

El sistema de alertas sanitarias se viene mejorando gracias al apoyo de la ONG Rights and Resources Initiative (RRI), mediante la implementación de mapas de calor, reportes estadísticos y también con el acompañamiento de iniciativas para el fortalecimiento de la gobernanza indígena. Parte de este acompañamiento y aporte de RRI es la implementación de los pilotos de Módulos del SAT-AIDESEP en la Comunidad Nativa Dos de Mayo San Pablo de Tipishca (Loreto) y en la Comunidad Nativa Mariscal Cáceres(Ucayali) para el funcionamiento del componente Alertas Sanitarias y su articulación con el GeoServidor de AIDESEP para el soporte del Componente de Defensa de los Defensores y alertas tempranas.

La gestión y análisis en tiempo real permitirá tener un diagnóstico de las comunidades que integran la estructura organizacional de AIDESEP, cabe señalar que la idea no sólo es mantener actualizada la información de la situación en la que se encuentran las comunidades, sino también, tener un mecanismo de incidencia política para la rápida actuación de las autoridades.

El APU Hérlin Odisio(Ucayali), presidente de la organización indígena FENACOCA, informó que recién ha recibido la noticia de este sistema de Geoservidor, y que considera importante la idea de contar con una herramienta que les permita ejercer vigilancia y monitoreo del avance del COVID en sus comunidades, además del avance del tráfico de tierras y el narcotráfico que ya ha cobrado vidas indígenas en su zona (Ucayali).

Finalmente, Lizardo Cauper, presidente de AIDESEP, expresó que es tiempo de actuar, ya que la población esta cansada de la inacción del Estado, recordó que el caso de Ucayali, los mismos hermanos y hermanas del pueblo Shipibo se autoorganizaron para crear el “comando matico”, en respuesta de atención ante el aumento de muertes por la COVID-19. “Si tenemos este Geoservidor que nos permite monitorear que ocurre con nuestras comunidades, también podemos usarlo para saber dónde actuar con prioridad ante la COVID, como un mecanismo de prevención” dijo Cauper Pezo.

Cabe destacar que la plataforma informática denominado Geoservidor, se implementó en el año 2018 con el apoyo de la cooperación Deutsche Gesellschaft fuer Internationale Zusammenarbeit (GIZ), el mismo que permite visualizar, analizar y gestionar los diferentes elementos geográficos de los territorios indígenas, dicha proforma también incluye un robusto sistema denominado Sistema de Alertas y Acciones Tempranas – SAAT (http://cipta.ddns.net/) y tiene la capacidad de articular los niveles comunal, local, regional y nacional con el objetivo de recoger información de fuentes primarias y generar reportes de las principales amenazas que sufren los pueblos indígenas en sus territorios comunales. Posteriormente en el año 2020, en el marco del proyecto “Amazonía Indígena: Derechos y Recursos”, AIRR, financiado por USAID y ejecutado de la mano de WWF, se implantó el modulo “Alertas Sanitarias”, este módulo permite reportar en tiempo real los contagios por COVID 19 y sus dos variantes en las poblaciones indígenas.